Cremas de Ducha

Cremas de Ducha

La crema de ducha higieniza tu piel al igual que un gel de baño común. No obstante, estas contienen elementos más activos para la hidratación, resultando ideales para personas con piel seca o sensible. Recuerda que la piel esta de forma constante expuesta a las inclemencias del medio exterior, sumado al estrés y a un ritmo acelerado de vida puede causar resequedad y envejecimiento prematuro de la dermis. Es aquí donde el uso diario de la crema de ducha hace la diferencia.

No se han encontrado productos

Antes de usar te sugerimos el elegir el tipo de crema acorde a tus requerimientos cutáneos. Su modo de empleo es sencillo.

  • Inicia tu baño cotidiano con la temperatura de agua que prefieras y vierte la crema en una esponja a toallita.
  • Frote la crema en la esponja o toallita hasta ver concentrada espuma.
  • Posteriormente, pásela sobre el cuerpo de manera uniforme y enjuague con agua.

Para una duración mayor de la crema se recomienda una medida próxima a una cucharadita de té por uso.